Instantáneas de la emergencia sanitaria en el mundo: Barcelona

Esta serie surge a partir de la emergencia y de la necesidad de saber. Pedimos a algunas personas que nos compartieran sus experiencias de vida en estos días de crisis y algunas fotografías

Ciudad de México  (N22/Redacción).- El pasado 18 de marzo, Fernando nos hizo llegar su testimonio de lo que en esos días se vivía en Barcelona. Aunque ya han pasado varios días y sabemos que las cosas cambian minuto a minuto, compartimos éstas líneas de lo que él, hasta esa fecha, había vivido con respecto a la pandemia por este virus. 

Aquí su testimonio: 

Soy Fernando, estudiante en Trinity College en Dublín. Ahora me encuentro en Barcelona viviendo la situación del Covid 19. Vine hace veinte días de vacaciones, todo iba perfecto hasta el día viernes 13 , las calles vacías , restaurantes, museos,  y parques cerrados. La Guardia te obliga a permanecer en tu domicilio y si no acatas te multan o arrestan. Las multas van desde 300 euros hasta los 600. Sólo puedes salir por alimentos a los supermercados (no hay desabasto) y los medios de transporte como  taxi, bus, metro y tren, operan con normalidad. La servicios sanitarios impecables también las medidas impuestas por el gobierno español se llevan a cabo .

Lo preocupante para el turista es que no tiene apoyo alguno, ni siquiera de su consulado. Las aerolíneas están saturadas y los vuelos cancelados; además del registro de tarifas excesivas: el precio de los vuelos ronda entre 700 y 3000 euros clase turista. Me han cancelado cuatro vuelos y tampoco puedo ingresar a Irlanda. 

He comprado euros hasta en 32 pesos  por unidad (casa de bolsa caixa ) e, inclusive, me han hecho desalojar mi hospedaje porque así se los ha indicado el gobierno y no pueden gestionar más reservas. 

Actualmente [esto al 18 de marzo] me encuentro en un hotel de lujo donde ellos sí pueden reservar y la noche cuesta 700 euros. ¿Por qué este hotel sí puede reservar y los hostales no? Hay gente que está en la calle y con más complicaciones con el viaje de regreso por estas situaciones. Muchas personas no tienen ya el dinero suficiente para pasar la noche en hoteles de lujo, Así es el día a día aquí en Barcelona. 

Nota: Actualmente, Fernando está de regreso en la Ciudad de México. Al no tener respuesta del Consulado, compró un vuelo directo de Barcelona a México con valor de 2 mil 300 euros, porque tampoco pudo volar a Irlanda, ya que también había entrado a estado de emergencia. Llegó a la ciudad el 22 de marzo. Respecto a protocolos en los aeropuertos, nos cuenta que sólo le tomaron la temperatura antes de abordar en España y luego de llegar a la Ciudad de México.