Aprender sin aulas

[et_pb_section admin_label=”section”][et_pb_row admin_label=”row”][et_pb_column type=”4_4″][et_pb_text admin_label=”Texto” background_layout=”light” text_orientation=”left” use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid”]

En Finlandia las estrategias de enseñanza y aprendizaje mantienen una sola constante: la innovación; ahora apuestan por espacios de enseñanza abiertos

[/et_pb_text][et_pb_image admin_label=”Imagen” src=”http://testnoticias.canal22.org.mx/wp-content/uploads/2017/09/b9ccea284.jpg” show_in_lightbox=”off” url_new_window=”off” use_overlay=”off” animation=”left” sticky=”off” align=”center” force_fullwidth=”off” always_center_on_mobile=”on” use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid” /][et_pb_text admin_label=”Texto” background_layout=”light” text_orientation=”left” text_font=”Georgia||||” text_font_size=”11″ text_text_color=”#000000″ text_line_height=”1.6em” use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid”]

Imagen: Kastelli School, Oulu, diseñada por Lahdelma & Mahlamäki Architects / Kuvatoimisto Kuvio Oy

[/et_pb_text][et_pb_text admin_label=”Texto” background_layout=”light” text_orientation=”left” text_font=”Georgia||||” text_font_size=”16″ text_text_color=”#000000″ text_line_height=”1.6em” use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid”]

Ciudad de México (N22/Redacción).- En la era digital y en el sistema educativo finlandés los niños ya no dependen del tipo de aula tradicional para aprender. Las escuelas de este país escandinavo se encuentran en medio de un proceso de reforma bajo los principios del espacio abierto, esto de acuerdo a información publicado por BBC Mundo.

En Finlandia la educación es un asunto relevante, es su riqueza. No es una lucha política. No está sujeta a empresas electorales ni a gobernantes. El sistema se basa en la confianza y en la continua innovación de sus programas, que cambian cada seis años, así como de sus estrategias de enseñanza-aprendizaje, y de la actualización de sus profesores. No hay exámenes nacionales. No existe la figura de inspector. No existe un sólo método para enseñar y entre sus objetivos está el inculcar a los estudiantes sentido común, enseñarlos a aprender.

El sistema se sustenta en la continua preparación de sus profesores que cursan una maestría de cinco años y practican en escuelas técnicas, es decir, se entrenan en clases reales. En un aula de una escuela pública, de quince estudiantes, hay dos profesores.

Ahora, este sistema transforma las aulas tradicionales en espacios multimodales, flexibles. Alumnos y maestros eligen el que resulte más adecuado para la actividad que se llevará a cabo. La organización espacial no está determinada por muros sino por paredes de cristal y divisiones movibles. En lo publicado por la BBC Mundo se precisa que el open-plan no se trata de espacios completamente abiertos sino en “áreas de estudio flexibles y modificables”, esto bajo el entendido de que, como se mencionó unas líneas arriba, los profesores echan mano de muchas formas de enseñar y los alumnos, de aprender. Éstos últimos son también responsables de su aprendizaje.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *