Kubrick y Zweig, inéditos

[et_pb_section bb_built=”1″][et_pb_row][et_pb_column type=”4_4″][et_pb_text _builder_version=”3.0.106″ background_layout=”light”]

Aparece una adaptación de la novela Ardiente secreto, del escritor austriaco, hecha por el cineasta estadounidense

[/et_pb_text][et_pb_image _builder_version=”3.0.106″ src=”https://noticias.canal22.org.mx/wp-content/uploads/2018/07/stanley_kubrick_-_h_-2001_.jpg” show_in_lightbox=”off” url_new_window=”off” use_overlay=”off” align=”center” always_center_on_mobile=”on” force_fullwidth=”off” show_bottom_space=”on” /][et_pb_text _builder_version=”3.0.106″ background_layout=”light” text_font=”Georgia||||||||” text_font_size=”16px” text_text_color=”#000000″ text_line_height=”1.6em”]

Ciudad de México (N22/Redacción).- Publicada en 1911, Ardiente secreto, de Stefan Zweig, aborda la historia de un joven aristócrata austríaco que corteja a una mujer casada entrando a su vida a través de una amistad con su hijo de doce años. Una vez conseguida la entrada se relata cómo este hombre hace a un lado esa amistad y se concentra en la mujer. Los hechos se entretejen para dar forma a una infidelidad que no llega a concretarse debido a la intervención del pequeño. Un retrato de familia que revela la moral de la época pero que también aborda el complejo de Edipo. Esta historia de principios del siglo XX fue reelaborada por Stanley Kubrick y es ahora cuando ese guion ve la luz.

De acuerdo a información publicada por el diario The Guardian, el material está en una fase muy avanzada. El guion, se sabe, fue escrito en 1956, pero el proyecto nunca logró ver la luz. En una entrevista con el diario El País, Nathan Abrams, experto en Kubrick a quien le fue enviado el guion, cuenta que éste llegó a sus manos por medio del hijo de un colaborador del cineasta estadounidense que iba a trabajar en el proyecto.

El profesor de cine en la Universidad de Bangor, en Gales, contó en la misma entrevista con el diario español, que el guion está completo, un texto de más de cien páginas. “No me atrevo a decir que fuera la versión final, ya que Kubrick solía cambiarlas constantemente, pero sí podría filmarse.” La intención del dueño del guion es venderlo.

De filmarse, éste sería el largometraje catorce de Kubrick. El guion, señala Abrams “mantiene el interés de la novela por el matrimonio, el adulterio y la manipulación, temas que siempre fascinaron a Kubrick. Se trata de una lolita al revés, dijo, ya que aquí el hombre se gana las atenciones del niño para acceder a la madre. Tras décadas en la oscuridad, de ser vendido, el guion podría llegar a la pantalla grande.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]