En busca de los modelos anónimos de Manuel Álvarez Bravo

[et_pb_section admin_label=”section”][et_pb_row admin_label=”row”][et_pb_column type=”4_4″][et_pb_text admin_label=”Texto” background_layout=”light” text_orientation=”left” use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid”]

Con la exposición Se buscan. Retratos inéditos de Manuel Álvarez Bravo se pretende identificar a aquellas personas que hace más de ocho décadas hicieron de modelo del fotógrafo

[/et_pb_text][et_pb_image admin_label=”Imagen” src=”http://testnoticias.canal22.org.mx/wp-content/uploads/2018/02/los_agachados_1932-34-1.jpeg” show_in_lightbox=”off” url_new_window=”off” use_overlay=”off” animation=”left” sticky=”off” align=”center” force_fullwidth=”off” always_center_on_mobile=”on” use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid” /][et_pb_text admin_label=”Texto” background_layout=”light” text_orientation=”left” text_text_color=”#000000″ use_border_color=”off” border_color=”#ffffff” border_style=”solid” text_font=”Georgia||||” text_font_size=”16″ text_line_height=”1.6em”]

Ciudad de México (N22/Salvador Perches).- El Museo Archivo de la Fotografía ofrece la exposición Se buscan. Retratos inéditos de Manuel Álvarez Bravo, un suceso en materia fotográfica al presentar 168 piezas del fotógrafo mexicano. Fundada en el 2005, la Asociación Manuel Álvarez Bravo cataloga, conserva y difunde este archivo fotográfico. Al catalogar los negativos, encontraron numerosos retratos de personas desconocidas, lo que despertó su curiosidad.

“Además de saber quiénes fueron [las personas que aparecen en las imágenes], queríamos saber un poco más acerca de cómo trabajaba el retrato”, explica Aurelia Álvarez Urbajtel, “si le pedían que los retratara, si él les pedía a algunas personas retratarlas… se me hace que ambos casos se dieron. Calculamos que estos retratos son de los años treinta, cuarenta y cincuenta; fue, como sabemos, una época importantísima en México, en la formación de la cultura moderna mexicana”.

Al imprimir los retratos en plata sobre gelatina, la Asociación emprendió la aventura de rehabilitar el cuarto oscuro en el que trabajó Álvarez Bravo por décadas. El material que comprende entre 35 mil y 80 mil negativos, ya está digitalizado, lo que ha permitido catalogar, numerar y revisar las imágenes, explica Álvarez Urbitje.

En un juego lúdico, la Asociación ha decidido aventurarse a identificar aquellos rostros de tiempos pasados con la ayuda del público que podrá visitar la muestra durante los tres meses que permanecerán en exhibición.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *