“Hay que empezar a pensar en la felicidad”: José Mujica

  • “Si llegamos a ser capaces de cumplir en parte  con el sueño de los viejos libertadores: de componer una federación, de tener una voz en común, de gestar una economía complementaria en común, dejaremos de ser dependientes”.

Por César Hoyos 
Ciudad de México, 18/10/16, (N22).- Este sábado
la Biblioteca Vasconcelos fue sede de la presentación  del libro Una
oveja negra al poder,
de Andrés Danza y Ernesto Tulbovitz, resultado de más
de 100 horas de conversaciones con el expresidente de Uruguay José Mujica. 

Antes
de la presentación, el ex mandatario y los autores ofrecieron una conferencia
de prensa donde abordaron temas relacionados con su quehacer político, y temas de relevancia actual como las elecciones presidenciales en Estados Unidos.
Siempre traté de favorecer el reparto de
los bienes materiales de mi sociedad a favor de los más débiles y de los que
trabajan. Que sigamos siendo el pequeño país más igualitario de América Latina,
si eso es populismo, soy populista, pero no me preocupan los rótulos”, comentó
José Mujica, expresidente de Uruguay.
A la
pregunta de si América Latina está condenada a la pobreza y a la humillación,
como se preguntara Eduardo Galeano en Las
venas abiertas de América Latina
, Mujica respondió:
Componemos en el fondo una nación
descoyuntada, una nación común hecha pedazos que pudo construir muchos países,
pero no ha construido una nación. Estamos condenados mientras nos mantengamos
atomizados en un montón de repúblicas que no les da el paño para enfrentar los
desafíos del mundo contemporáneo. Si llegamos a ser capaces de cumplir en
parte  con el sueño de los viejos
libertadores: de componer una federación, de tener una voz en común, de gestar
una economía complementaria en común, dejaremos de ser dependientes”.
“Pepe”
Mujica, quien pasó 13 años en la cárcel antes de convertirse en presidente de
Uruguay en 2010, exhortó a los presentes a ponderar la felicidad por encima de
todas las cosas, e instó a las nuevas generaciones a no cometer los errores del
pasado y trabajar para cambiar el rumbo de nuestro continente.
Que no alcanza con el crecimiento
económico, hay que empezar a pensar en la felicidad humana”.
En el libro,
los autores nos ofrecen un íntimo y sincero retrato de Pepe Mujica, pues
reconocen que la literatura es la mejor forma de develar al hombre detrás del
político y del personaje, de mostrar tal cual es: “la oveja negra de la
política”.

Ese nombre busca suscribir que soy profundamente
republicano, y hasta con un sentido igualitario libertario, porque me he tomado
a pecho aquello de que nadie más que nadie”. 
Imagen:http://bit.ly/2dLVf8O
16AM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *