David Huerta, reconocido por «su ímpetu, pasión y fraterna inteligencia»

Vinculado a la vida literaria por la influencia de su padre, el poeta mexicano recibirá el Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances 2019

Ciudad de México (N22/Redacción).- El galardón fue creado en 1991 y le fue entregado al poeta chileno Nicanor Parra. Desde entonces, se otorga cada año dentro del marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Pueden participar escritores de cualquier género literario que tengan como medio de expresión alguna de las lenguas romances; ya sea español, catalán, gallego, francés, occitano, italiano, rumano o portugués. El premio consta de ciento cincuenta mil dólares estadounidenses. 

David Huerta es hijo del reconocido poeta mexicano Efraín Huerta, por lo que ha estado involucrado desde su infancia en el ambiente literario del país. Estudió Filosofía, Letras Inglesas y Españolas en la UNAM, donde conoció a Rubén Bonifaz Nuño y a Jesús Arellano quienes le publicaron su primer libro de poemas El jardín de la luz en 1972. En el contexto de sus estudios universitarios perteneció a la generación del movimiento estudiantil-popular de 1968 donde participó activamente como brigadista.

En sus inicios trabajó como secretario de redacción para La gaceta del Fondo de Cultura Económica. Ha colaborado en la Revista Proceso, El Universal, Nexos, Letras Libres, entre otros. Su labor de difusión literaria ha sido extensa, a través de la coordinación de cursos y talleres en la Casa del Lago, el INBA, el ISSSTE, la Fundación Octavio Paz y la Fundación para las Letras Mexicanas. Ha sido acreedor de distintos premios entre los que destacan el Premio Xavier Villaurrutia en 2005, Premio Iberoamericano de Poesía para Obra Publicada «Carlos Pellicer» en 2009, el Premio Nacional de Ciencias y Artes 2015, en el área de Lingüística y Literatura; y el Premio Excelencia en las Letras José Emilio Pacheco 2018.

Imagen: : Amishmedia / Eduardo H.G.