Pitol, “Viajes, letras y mundos”

[et_pb_section bb_built=”1″][et_pb_row][et_pb_column type=”4_4″][et_pb_text _builder_version=”3.0.106″ background_layout=”light”]

Al homenaje nacional al escritor, editor y traductor, se suma esta exposición que aborda su papel como diplomático

[/et_pb_text][et_pb_image _builder_version=”3.0.106″ src=”http://noticias.canal22.org.mx/wp-content/uploads/2018/07/Pitol.jpg” show_in_lightbox=”off” url_new_window=”off” use_overlay=”off” align=”center” always_center_on_mobile=”on” force_fullwidth=”off” show_bottom_space=”on” /][et_pb_text _builder_version=”3.0.106″ background_layout=”light” text_font=”Georgia||||||||” text_font_size=”16px” text_text_color=”#000000″ text_line_height=”1.6em”]

Ciudad de México (N22/Redacción).- “Viajes, letras, mundos, es una exposición que se enfoca en la idea de abrir un campo de visión sobre la obra y la trayectoria de Sergio (Pitol)”, dice Héctor Orestes, curador de ésta. Esta exhibición se suma al homenaje nacional al escritor y se centra en su faceta de como diplomático cultural.

Por primera vez “se muestran al público una serie de documentos de su expediente diplomático nacional, por ejemplo, joyas como la carta que le dedica Sergio Pitol a Alfonso Reyes en mayo de 1953”, detalla Orestes sobre esta muestra que aloja el Museo de la Cancillería y que abrió su puertas desde el pasado 12 de julio y que permanecerá por poco tiempo, hasta el 10 de agosto.

Héctor Orestes comentó en entrevista que ésta  “da cuenta muy bien de esas estancias, de esos segmentos de su vida como viajero que va de 1953 a 1961 en el primer periodo; de 1961 a 1972, y luego está muy bien representada etapas en las que él fue agregado cultural en cuatro embajadas: en Yugoslavia, en Francia, en Hungría y en la estinta Unión Soviética, Así como su periodo largo, todo un sexenio, de 1982 a 1988 cuando fue nombrado titular de la embajada de la entonces Checoslovaquia.”

En esta exposición que organiza la Secretaría de cultura por medio del Palacio de Bellas Artes, su pasión por los viajes y su creación son filtrados a partir de su labor diplomática. “Tenía ciertos aspectos de su vida como, por ejemplo, el hecho de combinar, por una parte, la parte del protocolo que es muy solemne, muy rigurosa y rutinaria, inclusive, con la vida creativa que él intentó llevar a su máximo extremo, sobretodo con, la trilogía de Carnaval que son los tres libros con los que él realmente da un salto descomunal en estilo, en forma, y en el manejo de lo que podemos llamar un espíritu de ligereza.”

Este mapa de vida incia cuando deja Veracruz y termina cuando recibe el Premio Cervantes de Literatura, además de abordar, también su labor como editor y traductor. “Pitol”, concluye Orestes, “vivió todos los momentos de su vida como una experiencia literaria, y esta exposición es un libro abierto a su trayectoria y  vida.”

[/et_pb_text][et_pb_text _builder_version=”3.0.106″ background_layout=”light” text_font=”Georgia||||||||” text_font_size=”11px” text_text_color=”#000000″ text_line_height=”1.6em”]

Con información de Óscar Cortés

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]